Tag Archives: vida

Tu tren

Los rayos de sol se proyectan sobre mi rostro, poco a poco, me voy espabilando, logro ponerme en pie. Estoy de buen humor, sonrío sin parar, me dirijo a la cocina, miro de refilón el calendario que tengo en el frigorífico, “15 de agosto” qué día tan bonito. Aún en pijama me siento en la terraza mientras desayuno. El calor del sol me invita a cerrar los ojos levemente, mientras escucho de fondo el ruido del mar, me adentro en mi.

Aún lo recuerdo como si fuese ayer, mi primer día de colegio, era una enana de tres años cargada con una mochila llena de sueños más grande que mi estatura, los años de colegio pasaron en un suspiro.

Llegaron los años de juventud, aún siento el aroma de esos años, los amores, los desamores, la velocidad con la que vivía los días. Sin saberlo, en esos años mozos, estaba construyendo mi futuro, mi yo actual.

Los amores platónicos, dejaron paso a los amores reales. Aquel día fue mágico, sin saber cómo apareció él, sentí un pellizco en el estomago como hasta entonces no lo había sentido, entablamos conversación, risas tontas, miradas fugaces y todo fue fluyendo .. Tras un breve noviazgo nos casamos.

Llegaron los niños, nuestra forma de vida cambió, ya no podíamos realizar esas escapadas solos ni disfrutar de las 24 horas el uno del otro.

Sin embargo, nuestra felicidad se centró en el cuidado y crianza de nuestros hijos. Existieron años mejores que otros, no faltaron las disputas casi siempre por la escasa economía pero fuimos una familia plena si bien no perfecta.

Los hijos se hicieron grandes, iniciaron sus vuelos solos, nosotros volvimos a nuestra segunda juventud, acompañados de nuestros nietos, con ellos fuimos más permisivos por no tener el peso ni la responsabilidad que teníamos con nuestros hijos.

Mi vida junto a él fue un viaje en tren con paradas largas e intensas. En una de ellas, se quedó apeado y yo continúe nuestro viaje con todo lo que hasta ese momento habíamos construido juntos.
Me siento dichosa por haberle conocido, por ser mi compañero, por guiarme desde “allí” y por todo lo que me dejó nuestros hijos y nuestros nietos.

reloj

Hoy, es un día muy especial, nos reunimos todos, es mi cumpleaños, cumplo 100 años, me siento dichosa y mi mente no ha envejecido, transmito alegría por todos los poros de mi cuerpo.

Suena el timbre, acaban de llegar, los niños me atropellan a besos, mis hijos me abrazan con complicidad. Tras recibirlos me doy cuenta que aún no me he arreglado pero no me importa porque están ellos MI VIDA.

La mejor edad para ser feliz

Preguntarse o querer saber cual es la mejor edad para ser feliz es, por lo pronto, complicado. Mientras decido como afrontar la pregunta sin saber si encontraré una respuesta, os dejo con un estudio de la Universidad de Yale.

Según el estudio basado en 2.000 entrevistas los 34 años son la edad de la felicidad. La edad en la uno empieza a marcarse las metas vitales como tener hijos, contraer matrimonio o formalizar una unión si no lo ha hecho ya y escalar o acceder al puesto de trabajo con el que colmar la realización personal.

«Nos marcamos nuevas metas y nos sentimos más cómodos con nosotros a esa edad».

A los entrevistados se les pedía reflexionar sobre su nivel de felicidad a lo largo de la vida. Los resultados mostraron que los 34 años era el año más feliz para la mayoría de los encuestados. El estudio también encontró que es la edad en la que nos sentimos más cómodos con nosotros mismos, comenzamos a tener aumentos de sueldo, e incluso podemos comprarnos una casa.

En el estudio se dieron más edades:

– Los que dieron por respuesta los 20 como su mejor época, destacaban la libertad, la vida social y la progresión de la carrera.

– Los que optaron por los 40 años, destacan la vida familiar, los hijos y la proyección hacia un futuro elegido.

– Aquellos que eligieron los 50 los años como el mejor momento de sus vidas lo hicieron por el bagaje del trabajo realizado, la salida de los niños de casa y el fin de la hipoteca.

El estudio destaca que en todas las épocas la razón de enamorarse es la que más felicidad proporciona, así como también la posibilidad de tener una pareja estable.

La mayoría de los encuestados dijeron que con los años consiguen ser más felices y sentirse mejor y más a gusto con uno mismo.

… Yale no me ha ayudado y realmente creo que no quiero que me ayude. Encontrar la felicidad debe de ser tan diferente para cada ser humano que encontrar una edad para todos no es factible. Me gusta pensar que cada segundo, minuto u hora nos dan la posibilidad de crear días felices con los que completar nuestros mejores años.

No sé si os lo habíais preguntado antes, yo quise encontrar una respuesta después de ver BoyHood y creo que voy a seguir preguntándomelo…

… y si no la habéis visto no dejéis de hacerlo.

 

*Imagen de Vivian Maier
1

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR