Tag Archives: Dinamarca

Los 12 pasos alcanzar la felicidad según los daneses. Hygge

Para el país más feliz del mundo – Dinamarca – el secreto de la felicidad se encuentra en el hygge. Un concepto que no tiene traducción como tal pero que podríamos definir como la sensación de sentirte cómodo.

Según los daneses necesitas 12 pasos para conseguirlo:

1. Busca el momento. Dedica un tiempo al día a hacer todo aquellos que te haga sentir bien con los que te rodean, con los que quieres y sobretodo contigo mismo.

Cuídate y relájate.

2. Abre tu casa. Aunque la “felicidad” puedes encontrarla en cualquier lugar, abre tu casa a reuniones y celebraciones con tus seres queridos o amigos.

3. Crea un ambiente propicio. La iluminación, música de fondo, velas, flores recién compradas, todo ayuda, y sobretodo los pequeños detalles que te ayuden sentirte más cómodo.

4. Evita todo lo que rompa ese estado de relax. Olvida por un momento todos los temas de actualidad que generen negatividad o te crispen. Fuera la política, nada de hablar de trabajo.  Si apagas la tele y el móvil seguro que la reunión con los tuyos será más agradable.

5. Funciona mejor en petit comité. Mejor pequeños grupos, es más fácil interactuar con menos gente que con más. Conseguir mantener una conversación es un gran placer que alcanzarás con menor dificultad si sois menos que más.

family-diariodelafelidad

6. Piensa en el menú. Si antes de ponerte a cocinar has pensado en el menú muchísimo mejor. Si además optas por compartir su elaboración con el resto mejor que mejor.

Reunirte en la cocina alrededor de una receta, elegir un plato que os traiga recuerdos a todos o cocinar en honor a alguien son motivos para disfrutarlo más.

7. Ten presente a tus antepasados. Si quieres ser muy hygge trata de haz cosas relacionadas con las tradiciones o que tengan valor sentimental. Utilizar la vajilla regalo de un familiar, escuchar la música que le gustaba a tus abuelos, hacer las mismas cosas que hacías con tus padres en la infancia es hygge.

8. Ponte cómodo. Disfruta de los pequeños placeres que te puedes permitir de la manera más cómoda. Quédate un ratito más el fin de semana en la cama bajo el edredón, calentito. O disfruta de la sobremesa bajo una manta en el sofá con un buen libro. Ropa cómoda, un buen té o café, velas…..

manos-diariodelafelidad

9. Haz cosas hyggelig. Seguro que siempre has querido volver a jugar a algún juego que recuerdas de tu infancia o juventud. Juegos de mesa con amigos o familia, o cualquier cosas que te haga pasar un buen rato en grupo es muy hyggelig.

Videojuegos o móviles es lo contrario de relax y por tanto, mejor no.

10. Huye de ambientes que no son hygge. Si quieres crear un ambiente hygge no crees uhyggelig. Descarta todo lo que no invita a estar cómodo.

Un bar con mucho ruido dónde no puedes sentarte y la luz es mala, es un ejemplo de la “incomodidad” que no debes buscar.

11. Exprésalo. Si te encuentras en un momento hygge, has disfrutado de uno o vas a disfrutarlo, no dejes de decirlo. Si has cenado a gusto al lado de los tuyos, la comida estaba muy rica y el vino te ha encantado porque no despedirte con un:  la cena ha sido muy hyggelig.

12. Sé consciente del deleite. Vive el momento y disfruta del ahora, y sé consciente de ello cuando esté pasando. Lo disfrutarás más.

 

Más info en:

Los 12 pasos para incorporar a tu vida el ‘hygge’, el secreto de la felicidad danesa.

http://verne.elpais.com/verne/2016/10/06/articulo/1475774414_885443.html

 

Los diez lugares más felices del mundo según LonelyPlanet.es

Lonely Planet publica las mejores guías para el viajero independiente, famosas por su fiabilidad y rigurosa información, sus mapas, fotografías y sus referencias históricas y culturales. Además, las guías se actualizan periódicamente, en la mayoría de los casos cada dos años.

Lonely_Planet

Buenos conocedores del mundo, para ellos estos son los lugares más felices del mundo.

1. BUTÁN

Sus monasterios cuelgan de los acantilados, en los hogares hay pintados unos enormes penes, los calcetines de rombos son parte del traje tradicional y no existen los semáforos, ¿hay algo que no sea atrayente?

2. HAPPY, TEXAS, EE UU

Bienvenidos a la autoproclamada “población sin indignación”. Happy (escenario de la película Salvajemente tiernos de 1999), es un diminuto pueblo del estado de la estrella solitaria. En sus alrededores se puede pasear o montar a caballo entre los hoodoos de roca rojiza del cañón Palo Durover bisontes e impresionantes puestas de sol en el menos famoso cañón Caprock o gastar los dólares del Salvaje Oeste en la subasta de ganado de Amarillo, una estampa al puro estilo americano.

3. VANUATU

La imagen de una vida dichosa para muchos es una hamaca colgada entre palmeras mientras el mar acaricia una playa de arena blanca, así que no es extraño que la república de Vanuatu sea “el lugar feliz” por excelencia. Sus aguas azules y llenas de vida, y su exuberante interior con ruido de volcanes y árboles del pan son fantásticos para explorar. Pero es el sentido comunitario de este lugar lo que lo hace auténticamente feliz. Las familias numerosas se congregan a menudo para festejar antiguas celebraciones; en Vanuatu, siempre hay fiestas en alguna parte.

4. MONTREAL, QUEBEC, CANADÁ

Limpio, acogedor y refrescantemente multicultural, Montreal es feliz todo el año, aunque si se visita en julio resulta hilarante. El festival Just For Laughs se apodera de la ciudad en verano y abarrota los locales con el mejor humor en inglés y francés. Es una de las reuniones de cómicos más importante del planeta y acoge a destacados humoristas. Las entradas para las actuaciones se agotan rápido y el éxito está garantizado hasta en los números menos conocidos. Con todo, si no se consiguen entradas uno se ríe igual, ya que en el Barrio Latino hay actuaciones callejeras todas las noches, desfiles de marionetas y fuegos artificiales.

5. COLOMBIA

Ya sea su café o el ambiente del Carnaval, Colombia vibra con alegría latina a todas horas, desde su costa caribeña a las callejuelas de Bogotá. A pesar de que haya a quien le resulte extraño que un país que sufre las guerrillas y el tráfico de drogas aparezca en esta lista, los que lo han visitado últimamente informan de mejoras en la seguridad y una irreprimible y contagiosa energía. Para vivir este vocinglero país en toda su pasión hay que asistir a un partido de fútbol (la obsesión nacional), a un concierto de cumbias o a uno de sus innumerables festivales religiosos.

6. WUYI SHAN, CHINA

Con su cautivador nombre, Tian Xing Yong Le (Templo Siempre Feliz) está perpetuamente animado. Este templo de la provincia de Fujian, en el agreste norte chino, está ubicado en un reino de valles secretos salpicados de cascadas y horadados con misteriosas cuevas. Para llegar a la de la Cortina de Agua y al pico del Viaje Celestial hay que subir escaleras talladas en la roca, rodear plantaciones de té y arboledas de bambú. También se puede pasear en sencillas balsas con sillas de junco por el río de las Nueve Curvas y observar los nichos de 4000 años de antigüedad excavados en las paredes de los acantilados.

7. ANDORRA

Si la buena salud es un indicador de la felicidad, los habitantes de este pequeño principado entre España y Francia
deben de tener la más amplia de las sonrisas, ya que disfrutan de la mayor esperanza de vida del mundo: 83,5 años. Tiene que ser por el aire de los Pirineos y las actividades al aire libre: esquí en invierno y paseos y bicicleta en verano. Su serenidad también proviene de la paz del país, que no ha padecido una guerra en los últimos 700 años. Por último, está la comida: se puede visitar una de las tradicionales bordas y degustar un plato de setas, trucha de río o jabalí, y sentir cómo nos rejuvenecen los productos naturales.

8. MALAUI

Si lo que se busca son sonrisas amplias y francas, hay que ir a Malaui, el país apodado “el cálido corazón de África”. Sus habitantes son famosos por la efusiva bienvenida que ofrecen a los viajeros, a pesar de ser un país pobre. En los mercados de tallas de madera de la capital Lilongüe, en las arenosas costas del lago Malaui y en el monte donde pastan los elefantes del Parque Nacional de Liwonde, las sonrisas se encuentran a cada paso. Para volver recíproca esa alegría se recomienda apuntarse en un voluntariado y aportar un granito de arena para ayudar a los lugareños (el 85% de la población vive en asentamientos tradicionales).

9. HIDAKAGWA, WAKAYAMA, JAPÓN

Cuando la diosa Niutsuhime no mikoto se quedó dormida y no acudió a la reunión de los kami (espíritus japoneses), los ocho millones de deidades restantes se rieron de ella. Fue el nacimiento de una tradición: todos los años, los habitantes de Hidakagwa, presididos por un payaso, salen a la calle con carrozas decoradas. Tañen campanas y gritan “¡Warau! ¡Warau!” (¡reíd!, ¡reíd!) a los espectadores. Todo el mundo sonríe y un buen humor contagioso, que no depende del vino de arroz que se consume en abundancia, acompaña todo el camino hasta llegar al santuario de Niu. 

10. DINAMARCA

Es oficial: Dinamarca es el país más feliz del mundo, a la cabeza de los estudios sobre la felicidad. El por qué resulta fácil: el nivel de vida es muy alto, el transporte llega a su hora, todo el mundo tiene casa en la playa (abundan las de arena), los carriles-bici atraviesan ciudades, bosques y valles, y los restaurantes sirven la mejor comida del norte de Europa. Pueden visitarse los cafés de la capital, Copenhague, ir en piragua por los fiordos del norte de Jutlandia, andar a través de las 11 rutas ciclistas nacionales y descubrir por qué sonríen.

1

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR